Tres nuevos femicidios en el fin de semana

Uno ocurrió en la provincia de Córdoba, los otros dos en localidades de Buenos Aires. En La Falda, una joven de 26 años fue asesinada a puñaladas por su ex novio, sobre quien pesaba una restricción perimetral. A poco de ese suceso, un hombre confesó que mató de un hachazo en la cabeza a su mujer, cuyo cuerpo fue hallado enterrado en un campo de la localidad bonaerense de Marcos Paz. El domingo un hombre de 37 años asesinó de un disparo a la pareja, una joven de 27, y luego se suicidó con la misma arma, en la localidad bonaerense de Glew, al sur del conurbano. El femicidio se produjo anoche en una vivienda situada en Montevideo y Kellerta, de esa localidad del partido de Almirante Brown.

En La Falda

El crimen se produjo en el departamento del detenido, llamado César Matías Carranza, de 28 años, y tuvo como víctima a Anahí Melisa Luna.

Según indicó el sitio Cadena 3, en la noche de este viernes una vecina denunció a la Policía local que escuchó una pelea de pareja en el departamento situado en anta María al 700 del barrio Alto del Gigante.

La mujer dijo que después vio a Carranza salir presurosamente de su departamento con las manos ensangrentadas.

Al llegar la Policía al lugar, los uniformados encontraron el cuerpo de Luna, con signos de haber recibido heridas cortantes en el pecho y en el cuello.

En el lugar también fue encontrado el bebé de la pareja, que había resultado ileso del sangriento homicidio.

Según explicó el comisario Luis López, de la departamental norte, "una mujer de 75 años, que le alquila un departamento al hombre de 28 años, llamó a la Policía alertando que en el lugar se escuchaban gritos de una chica que pedía auxilio. Luego vio cómo el hombre escapaba del lugar con manchas de sangre en las manos y en la ropa".

Poco después, la Policía realizó un operativo de rastrillaje y logró dar con el presunto femicida, quien tenía rastros de sangre tanto en las manos como en la ropa.

Carranza contaba con frondosos antecedentes policiales y que recientemente había salido de la cárcel, indicó el comisario López.

En Marcos Paz

El asesino, llamado Pedro Sosa, de 44 años, se presentó en la noche del viernes y admitió el crimen de su pareja, Norma Cataldi Dragel, de 33.

En la comisaría local, el hombre dijo que había tenido una discusión de pareja en su casa de Callao al 1800, de esa localidad situada en el sudoeste del conurbano, y que luego había ultimado a la mujer de un golpe de hacha en la cabeza.

Luego, siempre según su relato, Sosa trasladó en el baúl de su auto el cuerpo de la víctima, para luego llevarlo a un campo cercano a la Cárcel de Marcos Paz, donde lo enterró.

Sosa quedó detenido a disposición del fiscal Pedro Illanes, titular de la Unidad Funcional 3 de Departamento Judicial de Mercedes.

El hombre quedó alojado en la comisaría de Marcos Paz como acusado del delito de "homicidio agravado por el vínculo".

En Glew

Sebastián Andrés Vedoya asesinó de un disparo a Daiana Devuono. El femicidio se produjo el domingo en la noche en una vivienda situada en Montevideo y Kellerta, de esa localidad del partido de Almirante Brown.

Los vecinos alertaron a la Policía tras escuchar fuertes gritos y luego una serie de disparos. Cuando los uniformados acudieron al lugar se encontraron con el hombre, llamado Sebastián Andrés Vedoya, quien con arma en mano salió a la calle y anunció que se iba a quitar la vida a viva voz y luego se realizó un disparo en la boca, por lo que resultó gravemente herido.

También fue encontrada en estado desesperante la pareja de Bedoya, Daiana Devuono, con un disparo en la cabeza. Ambos heridos, con pérdida de masa encefálica, fueron llevados al Hospital Lucio Meléndez, de la localidad de Adrogué, donde la mujer murió a los pocos minutos y el hombre falleció este lunes por la mañana.

"La relación era complicada y que ella quería dejarlo, pero él amenazaba con matarla y luego suicidarse", señalaron familiares al portal Noticias de Brown.

En el caso tomó intervención la fiscal Marcela Juan, de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) número 16, del Departamento Judicial de Lomas de Zamora. La Policía secuestró una pistola Bersa Thunder Pro de calibre 9 milímetros con numeración suprimida.

 

 

 

 

 

 
   

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

  <script type="text/javascript">

var _gaq = _gaq || [];
_gaq.push(['_setAccount', 'UA-16873126-1']);
_gaq.push(['_trackPageview']);

(function() {
var ga = document.createElement('script'); ga.type = 'text/javascript'; ga.async = true;
ga.src = ('https:' == document.location.protocol ? 'https://ssl' : 'http://www') + '.google-analytics.com/ga.js';
var s = document.getElementsByTagName('script')[0]; s.parentNode.insertBefore(ga, s);
})();

</script>

  googlea5ed8c6199e1c16d.html