Se repite un clásico: Paro el jueves 6 y Bonadío suma otro procesamiento a CFK

El juez federal Claudio Bonadio procesó a la ex presidenta y a sus hijos Máximo y Florencia en la causa Los Sauces y la embargó por 130 millones de pesos. No es la primera vez que el juez toma una decisión por el estilo cuando hay una situación dificil de afrontar para el gobierno de Macri, que ocupará la tapa de los diarios.

La ex presidenta Cristina Kirchner y sus dos hijos fueron procesados bajo la sospecha de que conformaron una "banda" que cobró "retornos" a empresarios beneficiados por la concesión de obra pública durante el kirchenrismo, según una decisión del juez federal Claudio Bonadio.

El magistrado sostuvo que la ex mandataria encabezó una "asociación ilícita" que utilizó la firma "Los Sauces" para cobrar alquileres a empresarios como Cristobal López y el detenido Lázaro Báez.

Este es el tercer procesamiento en contra de la ex jefa de Estado desde que dejó el gobierno: antes Bonadio la procesó por irregularidades en la operatoria con dólar futuro (donde los beneficiarios fueron los funcionarios del actual gobierno que hizo la devaluación y habían hecho esas operatorias) y el juez Julián Ercolini por el presunto direccionamiento de la obra pública (de la que está comprobado que el mayor beneficiario era Ángelo Calcaterra, el primo del Presidente Macri, que ha sumado miles de millones en esta corta gestión de su familiar directo y presunto dueño de las empresas).

La ex mandataria y sus hijos fueron procesados por "por lavado de dinero, negociaciones incompatibles y asociación ilícita", aunque el juez procesó a otras 17 personas entre empresarios, contadores y escribanos, a los que consideró parte de la maniobra.

El magistrado sostuvo que Los Sauces se conformó con "el objeto de canalizar dinero ilegitimo como contraprestación, al menos en el caso de las empresas del Grupo Báez, de la obra pública adjudicada ilegítimamente".

Se constituyó un "inmobiliaria con el objeto de recibir dinero, en locaciones de inmuebles y un hotel, como ilegitima contraprestación por el indebido otorgamiento de obra pública e introducirlo en el mercado financiero a fin de dotarlo de apariencia lícita", sostuvo.

El juez Bonadio consideró que en su fallo de 392 páginas que tanto Cristina Elisabet Fernández y Máximo Carlos Kirchner son los jefes de la banda, a la que luego de la muerte de su padre (Néstor Kirchner), ingresó Florencia Kirchner".

 

 

 

 

 
   

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

  <script type="text/javascript">

var _gaq = _gaq || [];
_gaq.push(['_setAccount', 'UA-16873126-1']);
_gaq.push(['_trackPageview']);

(function() {
var ga = document.createElement('script'); ga.type = 'text/javascript'; ga.async = true;
ga.src = ('https:' == document.location.protocol ? 'https://ssl' : 'http://www') + '.google-analytics.com/ga.js';
var s = document.getElementsByTagName('script')[0]; s.parentNode.insertBefore(ga, s);
})();

</script>

  googlea5ed8c6199e1c16d.html